Flores de montaña

¿Alguna vez has visto las flores de montaña? Es probable que tengas flores en tu casa o en tu jardín, pero las flores de montaña son realmente raras y muy distintas al tipo de flores que las personas suelen tener en su jardín.

La rareza y la belleza única que tienen las flores se debe a que crecen en un entorno en el que no hay mucha agua y sobre un suelo pedregoso, así como el resto de las condiciones que se presentan a vivir a tales alturas, en sitios que pueden permanecer helados durante casi todo el año.

La naturaleza se las ha arreglado para que haya flores que puedan crecer en tales condiciones, motivo por el que estas flores son aun más especiales.

Las plantas que consiguen sobrevivir en estas condiciones desarrollan raíces que van entre las rocas con el fin de poder agarrarse y poder aprovechar al máximo la humedad del lugar, ya que, cuando el hielo se derrite durante el verano, estas raíces absorben el agua y permiten que la flor vuelva a florecer.

Son flores que no suelen encontrarse en ningún otro lugar, por lo que, si estás pensando en visitar Sierra Nevada, te recomendamos que además de disfrutar de todas las actividades que brindan en este lugar también te tomes un momento para disfrutar de las flores y de la naturaleza que te rodeara. Estas excursiones realmente tienen mucho que ofrecer.

Tanto las flores como el resto de las plantas que crecen en las montañas suelen tener ciertas características especiales que les permiten tolerar el frío o el calor, permitiendo que sobrevivían a factores extremos en lo que otro tipo de flores no tendrían ni la menor oportunidad.

Características principales de las flores de alta montaña

Tal y como he mencionado anteriormente, las flores que crecen luego de cierta altitud deben de tener características únicas y especiales que les permitan crecer y desarrollarse correctamente.

Una de las características que se pueden destacar a simple vista es que crecen muy apretadas y juntas con el fin de poder protegerse entre ellas: su tallo, las hojas y las flores se recubren de una pelusa aprestada, además de que también desarrollan sus raíces con el fin de poder agarrarse incluso en los lugares expuestos y con el fin de poder aprovechar la poca humedad residual que encuentran en el suelo.

Las raíces se convierten en un órgano inestimable para la reserva, con las cuales las flores consiguen florecer cada año durante el verano, cuando la estación ayuda a que las condiciones de vida para las flores sean más favorables.

Distintas especies de flores que pueden existir en la montaña

Hay una serie de especies de flores que se pueden encontrar en las montañas, por lo que si estás por viajar te recomendamos que prestes atención para ver si te es posible encontrarlas.

Rododendros (Rhododendron ferrugineum)

Este tipo de flores se pueden observar durante el mes de junio y julio, siendo unas matas floridas que se alcanzan a asomar entre los arbustos de enebro y los pinos negros.

El color que tienen las flores puede variar, pudiendo ir desde un rojo intenso hasta un rosa pálido; tienen hojas verdes y brillantes; ramas robustas y leñosas. Puede encontrarse en diferentes sistemas montañosos ibéricos, aunque casi siempre suele encontrarse sobre suelos áridos y en lugares en donde la nieve pueda protegerlas de las demás condiciones del invierno.

Saxifragáceas

Las especies que podemos encontrar dentro de la familia saxifragáceas son muy variadas y bastante fáciles de reconocer gracias al aspecto que tienen, así como hojas carnosas y pequeñas que generalmente se están en roseta. Suelen tener flores pequeñas, blancas o rosadas y pueden crecer incluso sobre paredes de rocas que son prácticamente inaccesibles.

Corona del Rey (Saxifraga longifolia)

corona

Estas son las flores que más llaman la atención y que destacan por su increíble belleza. Suelen encontrarse en los prepirineos y en montañas escarpadas, aunque no tienen que ser montañas con tanta altura.

Silene acaulis

Estas flores suelen encontrarse a mayores alturas y pueden ser más difíciles de encontrar debido a que son más pequeñas.

Gencianáceas

gencianaceas

En cuanto a la familia de las gencianáceas, destacan por tener gradaciones del color azul. Es importante tener en cuenta que se pueden encontrar cerca de 800 especies dentro de dicha familia, las cuales se pueden encontrar por las regiones montañosas de todo el mundo.

Edelweis

Las flores de la especie Edelweis son unas de las que más llaman la atención y es una planta originaria de Siberia, aunque se a establecido en los Pirineos, los Alpes y en otras regiones montañosas de Europa.

Tiene cerca de 15 centímetros de altura y tiene varias hojas lanuginosas con inflorescencias entre blancas y plateadas.

Estas son algunas de las familias y especies de flores de montaña que puedes encontrar por España y otras regiones montañosas de Europa, por lo que siempre que tengas la oportunidad de recomendamos que las busques y aprecies.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *