Saltar al contenido

Petunia surfinia

enero 18, 2019

¿Qué es una petunia surfina?

La petunia surfinia o también conocida como petunia de colgar es una variedad de las petunias clásicas, que tienen la particularidad de florecer mas y en mayor cantidad incluso llegando a mantener sus flores desde la primavera hasta principio del otoño.

Dependiendo de la variedad de surfinia de la que se hable sus flores pueden ir desde grandes y vistosas flores hasta algunas más pequeñas y compactas. Además estas flores cuentan con una inmensa paleta de colores pudiéndose así encontrar ejemplares de colores como, el rosa, verde claro, amarillo y muchos otros colores.

Principal uso de la petunia surfinia

La petunia surfinia es una planta bastante popular por la cantidad y calidad de sus flores. Por lo que principalmente es utilizada para la creación de arreglos florales y otros usos de ámbito ornamental, ademas ser una planta muy recomendada para adornar interiores y jardines.

Cuidados necesarios de la petunia surfinia

Dado que la petunia surfinia es una variedad de las petunias normales, estas requieren de cuidados muy similares. Estos cuidados se pueden englobar en al menos tres aspectos principales los cuales son, el regado, el suelo y la iluminación si podemos controlarlos podemos garantizar a nuestra petunia un correcto desarrollo.

En primer lugar el   regado debe ser bastante constante aunque siempre tenemos que tener cuidados de no excedernos. Ya que por lo general un ambiente muy húmedo siempre atrae plagas y otros inconvenientes los cuales siempre es mejor evitarlos.

Continuando con lo anterior el regado es muy importante, sin embargo, nunca será efectivo del todo si no contamos un buen suelo. Para que el suelo en el que se encuentre nuestra surfinia sea adecuado tiene que tener un muy buen drenaje dado que es fundamental para evitar que el agua se estanque alrededor de la planta y empiece a pudrir sus raíces.

La surfinia necesita de grandes cantidades de luz solar. Por lo que siempre trataremos de ubicarla en un lugar el cual resiva una sustancial cantidad de luz durante la mayoría del dia.

Otros cuidados que también puedes proveerle a esta bellísima planta son un buen podado, el cual debe consistir en cortar las flores ya muertas para que nuevas tomen su lugar y añadir periódicamente cada semana y media un poco de fertilizante liquido junto con el agua de regar en la época de floración.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.